origen de la esgrima

Conoce el origen de la esgrima

La esgrima es un deporte de combate, en el que se enfrentan dos contrincantes, que deben intentar tocarse con un arma blanca (arma que no posee ni filo ni punta; es decir, que no se puede cortar ni pinchar con ella), en función de la cual se diferencian tres modalidades: sable, espada y florete. La palabra procede del verbo “esgrimir,” y éste a su vez del verbo germánico skermjan, que significa reparar o proteger. Los contrincantes reciben el nombre de “tiradores”. Cuando un tirador es “tocado” por el arma (en francés “touché”), el contrario recibe un punto. Un árbitro puede decir touché para referirse a un toque usando, por ejemplo, la voz francesa: para “Sin punto”, que es “pas de touché” (en Español: No tocado).

De acuerdo a registros arqueológicos se puede afirmar que en Egipto, la esgrima surgió cuatro siglos antes que los juegos olímpicos de Grecia antigua. Tal como lo prueba un bajo relieve encontrado en el templo Medinet-Abou (Alto Egipto) construido por Ramsés III en 1190 a.C. en el que se aprecia una competición: las armas son botonadas, las manos protegidas por un guante similar a las usadas en sable. Algunos esgrimistas tienen la cara protegida por una máscara. El juez y organizadores son reconocidos por plumas que los diferenciaban. Por parte de los Romanos no solamente los gladiadores eran entrenados en técnicas de luchas, sino también los legionarios eran instruidos en esta actividad por los “Doctores Armorum”. Los más hábiles recibían doble ración u otros beneficios.
Como deporte se origina en España con la famosa “espada ropera,” es decir, arma que forma parte del vestuario o indumento caballeresco. Hombres y mujeres lo practicaban en España. Como testimonio, se sabe que la célebre princesa de Éboli, bella pero tuerta, pierde el ojo en desgraciado accidente causado por su maestro de esgrima.

A finales del siglo XIV comienzan a ver la luz en Europa distintos manuales de la disciplina. Ésta acaba de instituirse como deporte a finales del siglo XIX, cuando las armas blancas ya no se destinarán a la defensa personal. Se adopta entonces la lengua francesa en la terminología del reglamento (vg. “Halte!”, “Allez!”, “Touché”, etc. ). El Conde Koenigsmarken, de Polonia, inventa en 1860 la espada de hoja plana, más próxima a la que se conoce hoy en día. En 1891, el Dr. Graeme Harmond transforma la esgrima en deporte de competición en los Estados Unidos. Los fines del siglo XIX son señalados por la renovación de los Juegos Olimpicos: reiniciados en Atenas (1896) por iniciativa del Baron Pierre de Coubertin, quien era un gran esgrimista. En estos Juegos la esgrima es representada por 4 países y 13 tiradores en las modalidades florete y sable. La Espada entra en el calendario a partir de los Juegos Olímpicos realizados en París en el año 1900. A partir de 1906 se crean las primeras federaciones de esgrima y en 1913 nace la Federación Internacional. A partir de ese momento se organizan grandes competiciones, se da forma a un reglamento internacional para pruebas y perfeccionando el deporte de la esgrima, hasta nuestros días muchas fueron las evoluciones experimentadas, mas la que debería ser señalada sin duda es el desarrollo tecnológico de registro electrónico que permite señalar el toque en combate.

Su definición es “arte de defensa y ataque con una espada, florete o un arma similar”. La esgrima moderna es un deporte de entretenimiento y competición, pero sigue las reglas y técnicas que se desarrollaron en su origen, para un manejo eficiente de la espada en los duelos.

Sobre el Autor: Ismael Lobo

Ismael Lobo
¡Hola! Mi nombre es Ismael Lobo, tengo 30 años y descubrí el esgrima a los 22. Me relaja practicarlo, así que siempre que puedo me escapo.